Etiquetas

, , ,


Nadie te conoce pero, en cambio, se sabe todo de ti. Eres un número.

Un número.

Y yo soy como tú.

En el metro me dejo mirar. Me hago el despistado para que observes mi apariencia y busques un porcentaje tatuado en mi cuello o detrás de la oreja. En el metro puedes hacer conmigo lo que quieras porque –fundamentalmente- te lo estás haciendo a ti mismo.

Ride – Twisterella (1992)
Anuncios